El Laboratorio de Arqueología y Arquitectura de la Ciudad (LAAC) realizará la segunda campaña de catalogación patrimonial de los Jardines del Agdal de Marrakech

Vista aérea de los Jardines del Agdal, en MarrakechEl Laboratorio de Arqueología y Arquitectura de la Ciudad (LAAC) de la Escuela de Estudios Árabes de Granada (CSIC) realizará entre los días 22 de abril y 12 de mayo de 2014 la segunda campaña de catalogación patrimonial de los Jardines del Agdal de Marrakech y su entorno, en el marco de un proyecto aprobado y financiado por el programa de ayudas para proyectos arqueológicos en el exterior de la Dirección General de Bellas Artes  y Bienes Culturales y Archivos y Bibliotecas (Secretaría de Estado de Cultura, Ministerio de Educación, Cultura y Deporte), con la colaboración de la Fundación de Cultura Islámica (FUNCI) y del CSIC. La presente campaña de trabajos es continuación de la realizada en enero de 2012, auspiciada por la FUNCI, y se trata de un proyecto a largo plazo que contempla actuaciones encaminadas a salvaguardar el valor patrimonial del monumento y adecuarlo a las nuevas necesidades urbanísticas del entorno.

Los Jardines del Agdal, construidos a mediados del siglo XII, fueron en su origen una finca de recreo almohade y desde su creación han sido propiedad de las dinastías gobernantes y del Estado. Tienen una extensión de unas 500 hectáreas y consisten en un conjunto de espacios cultivados, infraestructuras hidráulicas y edificaciones palatinas rodeadas por una muralla que originalmente llegó a alcanzar los 10 kilómetros de perímetro. La finca, que junto con la medina de Marrakech y la Menara forma parte de la lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO, ha pasado por diversas vicisitudes a lo largo de sus ocho siglos de historia, incluidos periodos de abandono. Actualmente es una finca agrícola y en lo esencial mantiene las características y funciones con las que fue concebida. Los jardines son regados por una importante red hidráulica que originalmente consistió en galerías subterráneas de captación y acequias a cielo abierto captadas a unos 40 km, en el Río Ourika. Esta red alimentaba dos grandes albercas que act
uaban como elementos reguladores del riego y a la vez formaban parte fundamental de un complejo de estancias palatinas de recreo. Las zonas de cultivo, regadas hoy día mediante sistemas contemporáneos de captación, están divididas en grandes parcelas rectangulares que acogen distintas variedades de olivos, cítricos y otros frutales.  Los Jardines del Agdal incluyen gran cantidad de elementos patrimoniales de todas las épocas, que han llegado hasta nosotros en distinto grado de conservación. El proceso acelerado de transformación urbana que ha conocido Marrakech en las últimas décadas amenaza su preservación, lo que hace urgente su catalogación y salvaguarda.

El Laboratorio de Arqueología y Arquitectura de la Ciudad (LAAC) de la Escuela de Estudios Árabes de Granada participa en la rehabilitación de este conjunto monumental en su condición de institución ligada a la investigación de la arqueología y la arquitectura islámicas, continuando una tradición de colaboración internacional en el campo del conocimiento y conservación del patrimonio.

Los trabajos de la presente campaña serán dirigidos por Julio Navarro Palazón y en ellos participarán diez investigadores del laboratorio especialistas en distintos campos (arqueólogos, arquitectos, arquitectos técnicos y dibujantes):

  • Dr. Julio Navarro Palazón, arqueólogo director de los trabajos.
  • Íñigo Almela Legorburu.
  • Juan Luis Benítez Campos.
  • Jesús García Sánchez.
  • Fidel Garrido Carretero.
  • Juan Antonio Hernández Pérez.
  • Francisco Martínez Berbell.
  • Manuel Pérez Asensio.
  • Paula Sánchez Gómez.
  • José Manuel Torres Carbonell.

Optimizado para las últimas versiones de: Google Chrome, Internet Explorer y Mozilla Firefox COPYRIGHT © 2016 ESCUELA DE ESTUDIOS ÁRABES | Aviso Legal | Política de Privacidad | Accesibilidad intelligenia-logo Acceder